17 de marzo de 2008

Pedro Páramo

Photobucket


"Pedro Páramo"
Juan Rulfo
Editorial: F.C.E.


“Vine a Comala porque me dijeron que aquí vivía mi padre, un tal Pedro Páramo”

Esta es la frase con que inicia una de las novelas más representativas de la literatura latinoamericana y el realismo mágico. Hace poco terminé de leer por cuarta vez la historia del hijo de Pedro Páramo. La primera vez que leí la obra fue cuando estaba en el último grado de primaria. Tenía 11 años y fue una de esas lecturas obligadas que exige la Secretaria de Educación Pública, por lo mismo la historia se me hizo como un laxante y me pareció absurda. Seis años después releí a Rulfo y mi perspectiva cambió: me fascinó que los personajes que conversaran y armaran el rompecabezas de la historia fueran los muertos. Inmediatamente después de terminar esa segunda lectura, comencé con la tercera y en mis ratos de ocio se me ocurrió hacer el árbol genealógico de Pedro Páramo y los demás personajes para entender mejor la trama.

Photobucket

Ahora que en Diciembre fui de vacaciones con mis padres a Colima, también nos dimos una vuelta por Comala, el pueblo fantasma habitado por las almas en pena de la novela. Y hasta suerte tuve porque pude tomarle una foto a Juan Rulfo en la Plaza Principal.

Photobucket

Bueno, nomás es una estatua en una banca –hasta con chamaco que escucha las enseñanzas del maestro- pero es bonito decir que conocí a tan ilustre escritor.

Es difícil no pensar en Pedro Páramo estando en ese pueblo, por lo que decidí sentarme en la banca, al lado de Rulfo y leer por cuarta vez su novela.


La historia comienza con la llegada de un hombre a Comala para cumplir la última voluntad de su madre antes de morir y que es encontrar al hombre que fue su esposo alguna vez. En la primera mitad de la novela, éste personaje anónimo se irá topando con diversos habitantes del pueblo como un tal Abundio –que resulta también ser hijo de Pedro Páramo-, una tal Eduviges, y una tal Damiana. En voz de ellos se enterará de que su padre ha muerto y de algunas de las historias que rodearon su vida.

-¿Y quién es Pedro Páramo?

-Un rencor vivo.

Photobucket

En la segunda mitad del libro el personaje anónimo adquiere identidad cuando se da cuenta de que está muerto. Entonces ya nos enteramos de que se llama Juan Preciado, que murió en la habitación del ahorcado y que su compañera de tumba se encarga de contarle una serie de chismes acerca de ese rencor vivo que marcó la existencia de muchas personas. Aquí es donde la historia adquiere complejidad porque los antiguos habitantes de Comala comienzan a re-vivir su vida y su muerte en una especie de eterno retorno en el que parecen estar anclados sin la posibilidad de liberarse.

Existen dos Comalas: la de Rulfo y la real. En el mundo de Rulfo, Comala es un pueblo fantasma habitado únicamente por ecos o espíritus condenados a no descansar en paz, un lugar sombrío y tétrico suspendido en el tiempo. Sin embargo, la Comala real no tiene nada que ver con la visión rulfiana, al contrario, es un lugar colorido lleno de luz y de vida que transmite magia, y uno puede caminar por sus calles sin el temor de descubrir que está muerto.

Por suerte a mi me tocó conocer la real.

Photobucket
Parroquia de San Miguel Arcángel en Comala, Col

Photobucket
La Comala real

Photobucket
Los habitantes de la Comala de Rulfo.

14 comentarios:

arcgabriel dijo...

El gran maestro Rulfo. Las palabras se enmudecen ante la sola presencia de su nombre y todo lo que significa. A mi gusto; las palabras màs vivas de la literatura mexicana. Pienso Rulfo, sueño Rulfo, y espero, algùn dìa: escribìr (un poquito) Rulfo.

Quisiera conocer Colima, mi familia es de Jalisco y mi mejor amigo durante mi niñez fue un indio Cora de que me enseño mis primero acordes de guitarra.

SALUDOS LOLITA, GRACIAS POR SEGUIR HACIENDO GIRAR MI MENTE, CON TU IMAGEN TAN PARTICULAR QUE TIENES DE LA VIDA Y DE LA MUJER.

MÀS SALUDOS.

RomáN dijo...

mi entrañable Dolores, mi cercana Lolita, en este regreso a la blogósfera -apenas hace unos minutos- tu blog era ineludible para mí!

Y llego y encuentro tu esencia de siempre y a Rulfo y a Pedro Páramo! Se trata de una de mis novelas favoritas y suscribo todo lo que dices de ella!

Solamente que yo no conozco a la Comala real y tú sí!! Qué envidia querida amiga! Conocer al Macondo mexicano, a esa ciudad mítica inmortalizada ya por el talento de Rulfo!

Muchas gracias por esas fotos y por cada una de tus palabras preguntando por mí! Me emocionaron mucho!
Te mando un enorme abrazo y muchos cariños con el calor jarocho!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

TV de LCD dijo...

Hello. This post is likeable, and your blog is very interesting, congratulations :-). I will add in my blogroll =). If possible gives a last there on my blog, it is about the TV de LCD, I hope you enjoy. The address is http://tv-lcd.blogspot.com. A hug.

Pingüino dijo...

Caray mi estimada Dolores, con esas reseñas dan muchas ganas de leer; sin embargo con Rulfo tengo una mala experiencia. Traté de leer "el llano en llamas" y la verdad es que me aburrió horrores, aunque admito que hubo un par de cuentos de aquel libro que me agradaron.

Imagino que tengo mucho tiempo en el futuro, así que ya te contaré que ocurrió, cuando le de una oportunidad más a Juan Rulfo.

Cuídate mucho, te mando un fuerte abrazo.

Argonauta dijo...

Dolores, creo haberte comentado ya en alguna ocasión que ésta es una de mis novelas favoritas.

Un beso desde el Mediterráneo.

A dijo...

Rulfo no es mi maximo, pero el llano en llamas lo pone en mi lista de los grandes.

Me gusto tu reseña Dolores querida, y tus fotos fomentaron en mi, envidia -siempre- de la buena.

Gracias por compartir, seguimos leyendonos.

Beso incinerado
A.

Dolores Garibay dijo...

Se me olvidaba decir que esto lo escribí a mediados de enero pero el documento lo había guardado en la computadora de mis padres por eso no lo había posteado antes.

Mi recomendación es que cuando visiten Comala, no olviden llevar su "Pedro Páramo" para leerlo al lado de Juan Rulfo y visiten la Exhacienda de Nogueras -hoy Museo Universitario Rangel Hidalgo- que está como a 15 minutos de Comala.

Besos chilangos.

Miguel F. Barrios. dijo...

ey que bueno, linda tu descripción. También lo he leido varias veces y cada leida es una sensación diferente... la soledad, los grandes son chicos, los chicos entonces...

lindo blog,
por ahí tare pasando.

Dédalus dijo...

Me ha gustado leerte, Dolores. Quizá cogí Pedro Páramo hace bastantes años y en un momento inadecuado. Suele suceder. Por eso no me quedó un recuerdo especial, a pesar de haberme gustado. Lo cierto es que con la introducción tan interesante que has planteado, creo que lo voy a retomar, porque además estos días tendré más tiempo de lo habitual. Gracias.

Un beso... ¿chilango?

Bitter dijo...

Hola preciosa, vi tu post hace un par de días y debo decirte que tu reseña es sencillamente magnífica. Inmediatamente me dan ganas de releer, uff este libro lo leí sólo una vez en el colegio, era obligatorio en el ramo de lenguaje, así que a regañadientes lo leí.
Mis recuerdos me decían de que trataba mas o menos, y luego que veo tu reseña se me vinieron escenas aisladas a la cabeza, y obvio lo estoy leyendo de nuevo.

A pesar que, para mi, uno de los aromas mas entrañables es el de las hojas de un libro viejo, con el paso del tiempo, cada vez he ido juntando un mayor número de ebooks, y obvio que un clásico como este lo tenía por ahí, alfabéticamente entre JK Rowlings y Ernesto Sábato.

Si algún día visito Comala ten por seguro que primero me acordaré de ti, y después de Juan Rulfo.
besazos para ti

Pd: Si a alguno de tus amigos le interesa, por acá lo tengo en Acrobat y te lo puedo enviar a ti.

Erranteazul dijo...

Querida: Recreaste de nuevo mi estancia en aquellos lares y, de nuevo, Rulfo conmigo.
Deberías visitar la "Media Luna", que no está en Colima sino en Jalisco y en una región que contrasta frontalmente con el paisaje rulfiano, lo cual no es casual. Él así lo quiso para que se salvara esa maravilla de las hordas turísticas, cosa que más o menos se ha logrado.
Coincidimos. Y hay tanto por averiguar!
Saludos.

Bitter dijo...

"Desde que te conozco, hay un eco en cada rama que repite tu nombre; en las ramas altas, lejanas; en las ramas que están junto a nosotros, se oye.
Se oye como si despertáramos de un sueño en el alba.
Se respira en las hojas, se mueve como se mueven las gotas del agua.
Clara: corazón, rosa, amor...
Junto a tu nombre el dolor es una cosa extraña.
Es una cosa que nos mira y se va, como se va la sangre de una herida; como se va la muerte de la vida.
Y la vida se llena con tu nombre: Clara, claridad esclarecida.
Yo pondría mi corazón entre tus manos sin que él se rebelara.
No tendría ni así de miedo, porque sabría quién lo tomaba.
Y un corazón que sabe y que presiente cuál es la mano amiga, manejada por otro corazón, no teme nada.
¿Y qué mejor amparo tendría él, que esas tus manos, Clara?
He aprendido a decir tu nombre mientras duermo. Lo he aprendido a decir entre la noche iluminada.
Lo han aprendido ya el árbol y la tarde...
y el viento lo ha llevado hasta los montes y lo ha puesto en las espigas de los trigales. Y lo murmura el río...
Clara:
Hoy he sembrado un hueso de durazno en tu nombre.


Lo leí hoy, me acordé de ti, mira que es romanticón tu Juan Rulfo, es una carta que escribió él!!!

besos

Pd: una frase..."junto a tu nombre el dolor es una cosa extraña"

Anónimo dijo...

http://markonzo.edu veneration http://aviary.com/artists/Biofreeze http://askmecode.com/members/Delta-Faucets.aspx http://aviary.com/artists/Steam-Cleaners http://www.mypage.com/tempurpedic/weblog/1045699.html lodgings http://freewebhostingtipsonline.com/members/Treadmills.aspx

Anónimo dijo...

que lastima que no sepan que en realidad esa comala de la que habla juan rulfo es san gabriel jalisco .... tal vez no entiendan de las formas en el se referia a su pueblo ....saludos ya te embiare fotos de cada lugar que el habla y no de un simple nombre que por casualidad el menciono comala...y se aprovecharon.. la historia simpre recaen donde los vivos no entiende ...saludos
... ....nomar_05@hotmail.com