21 de febrero de 2008

LUNA

Photobucket


Hace unas horas tuve la oportunidad, al igual que millones de personas, de contemplar un espectáculo maravilloso como lo es un eclipse lunar. Me hubiera gustado tener un telescopio aunque sea de esos de marca Mi Alegría o una cámara fotográfica con buena definición para poder capturar y guardar una imagen de ese momento tan especial.

Photobucket


La luna siempre ha ejercido una extraña fascinación en mí y en el imaginario colectivo. Cómo olvidar la creencia de que con la luna llena los licántropos salen dispuestos a devorar gente inocente. Estas extrañas criaturas se convirtieron en las protagonistas de las más terroríficas pesadillas de mi infancia.

Photobucket


Como olvidar también la leyenda prehispánica sobre la creación del universo en Teotihuacán, en donde el cobarde Dios joven se lanza al fuego nuevo para también convertirse en un Sol y el resto de los dioses deciden lanzarle un inocente conejo para apagar su fuego y desaparecer su brillo.

Photobucket


Cómo olvidar a la antigua Diosa griega llamada Selene (Luna), hija de los titanes Hiperion y Tia y a quien la mitología posteriormente fue suplantando por Artemisa.

Photobucket


Como olvidar aquella canción del gato viudo de Chava Flores que comienza: “cuando la luna se pone tan grandota como una pelotota y alumbra el callejón, se oye el maullido de un triste gato viudo…”

Photobucket


Como olvidar la influencia de la diosa Selene en la literatura

LA LUNA

La luna se puede tomar a cucharas
ó como una cápsula cada dos horas.
Es buena como hipnótico y sedante
y también alivia
a los que se han intoxicado de filosofía.

Un pedazo de luna en el bolsillo
es mejor amuleto que la pata de conejo:
sirve para encontrar a quien se ama,
para ser rico sin que lo sepa nadie
y para alejar a los médicos y las clínicas.

Se puede dar de postre a los niños
cuando no se han dormido,
y unas gotas de luna en los ojos de los ancianos
ayudan bien a morir.

Pon una hoja tierna de luna
debajo de tu almohada
y mirarás lo que quieras ver.
Lleva siempre un frasquito del aire de luna
para cuando te ahogues,
y dale la llave de la luna
a los presos y a los desencantados.

Para los condenados a muerte
y para los condenados de la vida
no hay mejor estimulante que la luna
en dosis precisas y controladas.

Photobucket

(Jaime Sabines, México 1926 - 1999)


Tantas cosas que podrían decirse al respecto…

El eclipse anterior de luna fue apenas hace seis meses, el 28 de agosto de 2007 y también se vio en la mayora parte del territorio nacional. El próximo se espera para el 2010. Les recomiendo que vean el siguiente video para que puedan entender un poco más la naturaleza de este fenómeno.

4 comentarios:

MariposA AzuL dijo...

gracias x la bienvenida..q amable eres...ami tambien me encanto el eclipse,.fue mui bello...

cuidate..

Nut dijo...

Nuestra diosa ilumina las noches, y con su poder mueve los mares... considerando que somos 80% agua, quién puede negar su poder?

Un placer visitar tu casa, recordaré el camino para volver pronto.

Argonauta dijo...

La luna... mi lejana amante, cómplice y compañera. Tantas veces hemos compartido aventuras, tantas me ha prestado su magia...

Besos lunáticos, Dolores.

Bose dijo...

Creo que la luna influye de manera diferente en cada er humano, es algo asi como las mareas, a cada grano de arena le pega en mayor o menos medida...

Para mi la luna significa pensamiento y una complice incondicional ...